Fiscal Acuña confirmó que el bebé falleció por una golpiza

El pequeño Aaron Peralta de 15 meses murió como consecuencia de los golpes que recibió. Sus padres están detenidos. Su madre, Julieta Gutierrez  de 20 años y su pareja Emilio Alvarez de 28 fueron imputados por homicidio calificado.

“El cuerpo presenta múltiples hematomas y escoriaciones y  la causa de la muerte es Shock séptico y un shock hipovolémico secundario a un maltrato infantil”, dijo el Fiscal Alejandro Acuña que investiga la causa, precisando que “Las lesiones serian causadas por un elemento contundente, podrían ser golpes propinados con las manos, los pies u otro elemento”

En función de la investigación se dispuso la imputación y detención de Julieta Gutiérrez (20 años), madre del menor y Emilio Álvarez de 28 años, pareja de Gutiérrez, por el delito de Homicidio calificado por el vínculo.

En principio Gutiérrez y Álvarez tenían una convivencia ocasional, no existiendo ninguna denuncia de violencia entre ellos. Si existe una denuncia por violencia familiar de Julieta Gutiérrez en contra Peralta, padre de Aaron.

La mujer tiene además otros dos hijos, de 3 y 7 años. José Peralta es padre de Aarón y del menor de 7 años.

El pequeño Aarón falleció a las 21.30 del domingo en el Hospital de Niños de la ciudad de Córdoba, a causa de un shock séptico e hipovolémico, secundario a un hecho de maltrato. En cuanto a las lesiones recibidas, fueron causadas por un elemento contundente, podría ser patadas, golpes de puño o bien algún elemento.

Al parecer, la mamá se había ausentado de su casa el domingo  por la noche dejando al niño al cuidado de Alvarez y en esas circunstancias se habría producido la brutal golpiza.

“El niño presentaba un cuadro séptico una falla multiorganica que es una respuesta del organismo a una infección que según lo que informan los médicos se debía a una lesión en las partes blandas”, señaló el Fiscal. Si bien había trascendido que el niño presentaba quemaduras de cigarrillos y mordeduras en su cuerpo, Acuña no pudo precisar información al respecto.

El niño ingresó en la mañana del último domingo al Hospital Municipal «Dr. José Sauret» de la ciudad de Morteros -a donde fue llevado por su madre y el padrastro- y luego de ser valorado por los médicos de la guardia de ese nosocomio, ante la gravedad de las lesiones que presentaba, fue trasladado al Hospital «J. B. Iturraspe» de nuestra ciudad.

El bebé fue asistido en la guardia, en donde se habría descompensado, por lo que se determinó su inmediato traslado al Hospital de Niños de la capital provincial, en donde fue intervenido quirúrgicamente y dejó de existir en la noche del domingo último.

“El hermano mayor de Aaron no presenta lesiones y se está tratando de determinar el tiempo de evolución de las lesiones del niño fallecido”, aclaró el fiscal mencionando que se dio intervención a la SeNAF (secretaria de niñez adolescencia y familia) y a la UDER San Francisco para que dispongan lo mejor para el niño.”

Los detenidos serán sometidos a psiquiátricas y luego derivados a Bower tras su declaración.

Por último y a raíz de la mala información brindada por los medios de San Francisco y Córdoba, el Fiscal aclaró que “el padre del niño no tiene ninguna intervención en el hecho».

Ahora, el fiscal busca conocer el tiempo de evolución de las lesiones que tenía Aarón. Además de tomar declaraciones a integrantes del grupo familiar a los fines de dilucidar lo ocurrido con el niño, Acuña ordenó pericias psicológicas y psiquiátricas a los detenidos.

 

(Visited 90 times, 90 visits today)