Una entidad del agro propone realizar un paro comercial

El sector agropecuario está dispuesto a endurecer su postura contra el Gobierno nacional. Ante la falta de respuesta al pedido realizado por la dirigencia del sector de reducir los derechos de exportaciones, Confederaciones Rurales Argentina (CRA) decidió ayer convocar a un cese de comercialización.

El consejo superior directivo de la entidad dispuso por unanimidad canalizar los múltiples reclamos de los productores en asambleas realizadas en todo el país con la realización de una medida de fuerza.

La entidad, que agrupa a las sociedades rurales de todo el país, llevará esta propuesta al seno de la Mesa de Enlace –que conforman Sociedad Rural Argentina (SRA), Federación Agraria Argentina (FAA) y Coninagro– con la finalidad de que la protesta tenga consenso y alcance nacional.

De esta manera, el consejo directivo de CRA aceptó los pedidos de Carbap (entidad que reúne a las sociedades rurales de Buenos Aires y de La Pampa), de Cartez (Córdoba, La Rioja y Catamarca) y de Carfe (Santa Fe) de convocar a un paro comercial.

“Sin una agenda de trabajo conjunto con el Gobierno actual, y una relación ‘campo-Gobierno’ que permita generar mecanismos que generen certidumbres, confianza y esperanza, es difícil avanzar”, fundamentó CRA, a través de un comunicado.

“El paro, si bien fue definido, aún no tiene fecha”, precisó a este medio Gabriel de Raedemaeker, vicepresidente primero de CRA y productor de Córdoba.

La intención de la entidad es que la determinación de la fecha y la modalidad del cese de comercialización sean definidas en forma conjunta por la Mesa de Enlace nacional.

La dirigencia agropecuaria, mientras tanto, aguarda, desde el 23 de diciembre pasado, la respuesta del Gobierno al pedido de dejar sin efecto el aumento de tres puntos porcentuales adicionales a las retenciones, contemplado en la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva.

Más allá de la presión que generan los productores, ante la indefinición oficial y por la actual estructura impositiva, dentro de las entidades rurales aún no habría consenso para definir una medida de fuerza.

Mientras Coninagro mantiene negociaciones en diferentes áreas con funcionarios nacionales, por temas vinculados con las leyes de seguro multirriesgo y economías regionales, desde la SRA aseguran que el anuncio de una nueva suba en las retenciones sería el detonante para llevar a cabo una medida de fuerza.

Por su parte, desde la FAA están a la expectativa de que el Gobierno cumpla con la promesa de segmentar las retenciones en función del tamaño de los productores.

Tractorazo en Córdoba

Como parte del reclamo, productores locales autoconvocados y enrolados en FAA, en Coninagro y en Cartez realizaron ayer un tractorazo en la intersección de la autovía 36 con la ruta C-45 (cruce de Altos Fierro).

Fue la cuarta manifestación realizada en la provincia (anteriormente hubo reclamos en Bell Ville, en Altos Fierro y en la Circunvalación de la ciudad de Córdoba), en contra de la suba de las retenciones y del desdoblamiento cambiario.

“Hemos formado una mesa de trabajo entre los productores autoconvocados y la Mesa de Enlace de Córdoba para coordinar acciones y demostrar que estamos unidos ante la decisión del Gobierno de incrementar la presión impositiva”, indicó Alejandro Dalmasso, productor de Dique Chico.

La manifestación reunió a productores de la zona centro y del norte de la provincia. “Debemos exteriorizar el reclamo del agro; de que le vaya bien depende la economía del interior”, sostuvo Juan Amestoy, productor de Altos Fierro, quien reconoció que la actual presión tributaria está quebrando a las empresas agropecuarias.

La Voz

""