Alerta mundial: en Córdoba se investiga el coronavirus desde el 2013

¡Compartir es demostrar interés!

Este lunes la Dra. Alicia Cámara hablará en LA MAÑANA DE LA RADIO sobre el trabajo que realiza en investigación en Laboratorios de la UNC.

La especialista trabaja en el laboratorio de virus respiratorios. Este es un centro, principalmente, de investigación donde también se hace docencia y extensión. 

Este centro de investigación se encarga de hacer los análisis de estos tipos de virus. Cuando hay una emergencia se trabaja en conjunto con los otros laboratorios. El encargado de la influenza es el doctor Jorge Cámara, entre las que podemos mencionar: gripe aviar y porcina. Yo estoy a cargo de la investigación de los otros respiratorios: coronavirus, adenovirus y el sincitial respiratorio. Estos no son tan conocidos pero muy importantes a la hora de producir un problema infeccioso”, dijo Cámara.

Entonces, ¿por qué se lo llama coronavirus? 

Se lo llama así pues al observar una fotografía de microscopía electrónica se le ve una corona  alrededor y presenta unas espículas rodeando la envoltura. Pertenece a la familia “coronaviridae” y tiene cuatro grandes grupos: alphacoronavirus, betacoronavirus, gammacoronavirus y deltacoronavirus. 

¿A cuál grupo pertenece este que está causando la epidemia en Asia? 

Al grupo betacoronavirus y es de la misma famila del SARS que causó el síndrome respiratorio agudo grave, en China también, en el año 2002-2003 y que fue estos virus que irrumpen de manera intempestiva. Son de los que aparecen de golpe y que rápidamente en pocos días enferman y provocan muchas muertes.

En tanto, ¿cuáles son los que están estudiando ustedes?

Las que investigamos desde el 2013 son dos cepas de nuestra región: la del alphacoronavirus y la otra de la beta (el OC 43, la que más circula, y 229E). Con estos virus hicimos una investigación con el Hospital de Niños Santísima Trinidad del Niño Jesús de Córdoba, donde la doctora Laura Moreno nos cedió las muestras y con estas realizamos un trabajo de tesis de una alumna. 

¿Cómo se aíslan las cepas?

Se realiza este proceso a través de técnicas biomoleculares, trabajando a nivel de los ácidos nucl  veicos donde se hace una mezcla trabajando con las enzimas y se amplifica el genoma de ese virus para ver de qué se trata. Queda como una cadena de ácidos nucleicos que se los sube a un banco de genes y allí se ve a cuál se asemeja y este resultó muy parecido al del SARS, lo cual alarmó a los científicos.

¿Qué prevalencia de circulación encontraron con esos estudios? 

En ese momento teníamos circulando el virus en el Santísima Trinidad en los niños, en una prevalencia de un 2 al 3%, como ocurre en el mundo. Tenemos el antecedente del doctor Alberto Maffei del Hospital Ricardo Gutiérrez de Buenos Aires, quien había investigado y él también había detectado a través de técnicas moleculares hasta un 3% de prevalencia. 

“A partir de este momento nosotros seguimos investigando a la par de influenza y de metaneumovirus, que es otro de los respiratorios, y seguimos trabajando también con el Hospital Infantil Municipal que nos cedió unas muestras. Allí también detectamos la presencia del virus donde estuvimos trabajando hasta julio de 2019 haciendo diagnóstico para coronavirus que nos dio hasta el 5%, pero siempre hablando de estas cepas que “supuestamente hasta ahora” no son peligrosas”, acotó la especialista. 

En China 

En el Virológico, cuando se desata el brote en China, en Wuhan, “nosotros justo estábamos ya en receso y dejamos de hacer el trabajo diario de diagnóstico en diciembre, con guardias mínimas ahora durante enero. Aún así estamos atentos, leyendo e informándonos acerca de lo que está pasando. Nuestro país en este momento se encuentra en alerta epidemiológico pero no hay casos”, advierte. 

Este virus es de los que provocan el contagio de persona a persona en pocos días. En cuanto al origen del brote, “sé que es en ese mercado donde se encuentran un montón de especies animales exóticas, que no solo comen cocido o crudo, sino que también las compran para tener como mascotas o preparan sopas con murciélagos o víboras. Hay de todo, como se dijo, serpientes, mariscos, erizos de mar, cibetas (que es como un hurón o nutria), eso hace que en una población tan grande como la china y en esos mercados donde circula tanta gente estos virus salen de su especie y saltan, digamos, hacia otra que seríamos los humanos y de allí producen el contagio”, comentó. 

Alertas

El alerta se ha declarado en China. La gente que se ha movido de ese país, recordemos que el 25 de enero ellos festejaron el año nuevo lunar y esto iba a provocar el gran desplazamiento de gente y se propagaron los casos desde Wuhan a Singapur, Taiwán, Hong Kong y de allí hubo casos en Francia, Reino Unido, Australia y hasta Estados Unidos.

En cuanto a nuestra Región, la bióloga agregó: “No es confiable el dato de que haya habido algún caso en Brasil, por lo menos esta es la información con la que contamos hasta ahora”.

Vías de contagio

Coronavirus infecta animales y humanos. Dentro de los animales se ha encontrado siempre como hospedador, transmisor y como eslabón de la cadena, sobre todo, mamíferos y aves, es decir, muy parecido a lo que pasa con influenza. 

Asimismo, “puede quedar el virus en las manos de la persona que está manipulando los alimentos, como alta transmisión de humano a humano. Entonces entre estas personas existen los grandes propagadores que tratan de detectar las personas que sin síntomas tienen el virus pues no presentan tos, ni fiebre, sino que ellos están en el primer período de incubación que es el normal en cualquier enfermedad que es silente, crítico, pero que infecta a los demás. O sea una persona que sobrelleva la enfermedad porque su sistema inmune lo defiende frena todo eso pero puede estar infectando a otra que puede ser un niño o un inmunocomprometido con enfermedad de base”, explicó. 

En tanto, en Argentina se debe seguir con las normas de bioseguridad que son las que permiten protegernos contra los virus: lavarse frecuentemente las manos, toser en el ángulo interior del codo, no frecuentar lugares donde hay mucha gente, por ejemplo los shoppings, cines o lugares cerrados.

La Mañana Diario