Cómo buscar información segura sobre el cáncer en Internet

¡Compartir es demostrar interés!

  • El oncólogo Claudio Dubersarsky brindó recomendaciones en una charla virtual para la comunidad de Apross.
  • El encuentro se realizó a través de la plataforma Transitar, destinada a las personas que atraviesan enfermedades oncológicas.
  • Que la información provenga de instituciones reconocidas, corroborar los títulos habilitantes de las personas que recomiendan tratamientos y desconfiar de curas milagrosas son algunos de las claves a la hora de “googlear”.

“Alrededor del 70 por ciento de las personas que reciben un diagnóstico -suyo o de un familiar- recurre a Internet para buscar información al respecto”. Así comenzó la charla virtual que dictó el oncólogo Claudio Dubersarsky en el marco del programa Transitar, que puso en marcha Apross.

Precisamente, porque como profesional reconoce que las personas quieren saber más sobre la enfermedad que transitan, Dubersarsky no desalentó esa posibilidad, sino que brindó recomendaciones durante la charla titulada “Dr. Google: Cómo buscar información segura sobre temas de salud en la web”.

En ese sentido, aconsejó que al indagar sobre tratamientos se corrobore que la página encontrada pertenezca a una institución confiable y reconocida, como universidades u hospitales. Si se trata de un medicamento, técnica, suplemento o alimento recomendado por un profesional, es importante buscar sus antecedentes, sobre todo, si tiene matrícula habilitante vigente.

No obstante, aclaró: “Que la persona tenga un título no es una garantía, es un indicio más a tener en cuenta”. Otro dato útil para poder valorar críticamente la información que se encuentra es si la persona que la emite obtiene algún beneficio económico del tratamiento que recomienda.

En ningún caso se deben brindar datos personales –como por ejemplo, el número de teléfono o el número de la tarjeta de crédito- si una página lo solicita, por ejemplo, para seguir leyendo, ya que puede tratarse de una estafa.

El médico también recomendó prestar atención ante productos o tratamientos “naturales”, porque eso no significa que no puedan provocar daños, alergias o que puedan interactuar con otros medicamentos o alimentos que consumimos. Al respecto, ejemplificó que el pomelo o el té verde pueden interferir en el efecto de algunos medicamentos oncológicos.

Es clave desconfiar de curas milagrosas o rápidas para enfermedades complejas. Y cuando se trata de noticias, es importante buscar las fuentes. Por ejemplo, cuando se cita algún estudio científico, lo ideal es “googlear” la publicación original. Si bien tal vez no se logre comprender el contenido del estudio en una revista especializada, confirmar su existencia es un primer filtro.

A la hora de recomendar páginas confiables, Dubersarsky mencionó las de algunas instituciones: el Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos y su par nacional; la Asociación Española contra el Cáncer, y las asociaciones profesionales de oncología de Estados UnidosArgentina y Córdoba“Y por supuesto, aquí, en la web Transitar, siempre podrán encontrar información chequeada por un equipo profesional”, remarcó.

Esta fue la primera conferencia transmitida desde esta web, creada exclusivamente para la comunidad de Aprosscon el objetivo de acompañar a las personas que atraviesan enfermedades oncológicas. En esta comunidad virtual se puede compartir experiencias en un foro y participar de talleres artísticos. Además, hay un espacio destinado a familiares y/o cuidadores. La conferencia completa estará disponible en dicha plataforma.