Elecciones en Pandemia: habrá prioridad a grupos de riesgo y mínimo contacto en las mesas

¡Compartir es demostrar interés!

La Cámara Nacional Electoral (CNE) hizo público el protocolo contra el Covid-19 para las elecciones nacionales del 12 de septiembre y las pautas apuntan a resguardar a los grupos de riesgo con una franja horaria especial y evitar el contacto entre electores y autoridades de mesa al momento de la votación.

Es la primera vez que la Argentina irá las urnas con una pandemia de este tipo, que ya se cobró la vida de casi 112 mil personas. Aunque con otra magnitud y escala, ya se realizaron actos eleccionarios en algunas localidades e incluso provincias. El caso más reciente es Corrientes, que el domingo realizó sus comicios bajo protocolo y con resultado satisfactorio.

Dónde voto en las elecciones Paso 2021: consultá el padrón definitivo

La Justicia electoral dispuso que “con el objetivo de minimizar la transmisión” de la enfermedad se procura reducir la cantidad de mesas por escuela y evitar así aglomeraciones.

En Córdoba, para las Paso, habrá 8.874 urnas habilitadas, 124 más de las que hubo en 2019. Y estará distribuidas en 1.456 centros de votación, frente a los 1.223 de 2019. Así, habrá más espacio en las escuelas para ubicar las mesas y mantener el distanciamiento social en las fila.

En las nuevas disposiciones, tampoco permitirán utilizar la planta alta en los edificios de votación para evitar la circulación de personas. Para prevenir contactos se dispondrán circuitos de ingreso y egreso y no estará recomendado el intercambio de sobres y documentación de mano en mano.

PRIORIDAD PARA VOTAR

En cuanto a las personas que se encuentran dentro de la franja de pacientes de riesgo para esta enfermedad por tener comorbilidades, el protocolo informado establece que estos votantes tendrán prioridad de sufragio en las primeras dos horas de apertura del comicio.

Es decir, deberán inscribirse previamente, obtener el comprobante y al momento de concurrir entre las 8 y las 10 podrán ingresar al cuarto oscuro antes, mientras aquellos votantes que no tengan la autorización como pacientes de riesgo cederán su turno.

Todavía no hay precisión acerca de la tramitación de este comprobante.

La CNE informó además que el ingreso de los votantes que integran el grupo de riesgo “se establecerá a partir del horario en el que presumiblemente las mesas de votación ya se encuentren habilitadas y funcionando con regularidad, a fin de que no exista la posibilidad de que los electores que integran grupos de riesgo sean designados como autoridades de mesa”.

En el protocolo se indica que no está recomendado ir a votar con acompañantes, pero las autoridades harán excepciones “en caso de fuerza mayor”.

SIN CONTACTO

Con la finalidad de evitar el contacto entre personas y la transmisión del virus, habrá una guía de recomendaciones que estarán informadas en los lugares donde se desarrollarán los comicios entre las que destaca el desaliento a manipular sobres y DNI entre votantes y autoridades de mesa.

LOS PRINCIPALES CUIDADOS MIENTRAS SE DESARROLLAN LOS COMICIOS

En primer lugar, regirá la obligación de uso del barbijo y habrá una persona, bajo la figura de facilitador sanitario, ubicada en el ingreso a los establecimientos que controlará el correcto uso del tapabocas, sanitizará las manos de los votantes y ordenará la entrada a las escuelas pudiendo organizar sobre la vereda las filas con distanciamiento de dos metros.

SIN TOCAR

En las mesas de votación se recomendará el distanciamiento de dos metros entre autoridades y fiscales. Habrá kits sanitarios (barbijos y solución sanitizante) para los miembros de la mesa y no se les permitirá el intercambio de bolígrafos.

También se plantea que se priorizará la organización de “cuartos oscuros móviles en lugares abiertos”.

“A efectos de evitar la manipulación del DNI, las autoridades de mesa solicitarán al votante que les muestre el DNI y lo apoye en la mesa en el lugar indicado al efecto, de donde lo retirará junto con la constancia de votación, al terminar de votar”, explicaron desde la CNE.

De todos modos, anticiparon que “las autoridades de mesa podrán solicitarle al votante que se quite momentáneamente el barbijo al momento de corroborar su identidad”.

Antes de la emisión del voto a cada votante le serán desinfectadas las manos con la solución sanitizante provista en el kit sanitario.

“El elector deberá tomar un sobre a indicación de la autoridad de mesa que debe evitar, en lo posible, entregárselo en la mano”, agregaron en el documento.

“Los sobres no deben ser pasados a los fiscales para que los firmen, sino que los fiscales que deseen hacerlo deben acercarse a firmarlos evitando tocarlos con sus dedos”, detallaron.

A su vez, recomiendan que los votantes lleven sus propias lapiceras para firmar el acta, no se recomienda el uso de saliva para pegar el sobre, sino introducir la solapa dentro de su interior para cerrarlo. También la CNE pidió que se evite tocar la urna al momento de introducir el sobre.

En cuanto a la manipulación de las boletas, a los fiscales no se les permitirá tocar mazos de votos, sino solamente verificar que estén presentes los de su partido y que son los oficiales.

Por otra parte, desde el Ministerio de Salud de la Provincia afirmaron que están trabajando “en la dinámica” para la prevención del Covid-19. Incluso se especulaba con la posibilidad de realizar hisopados a fiscales y autoridades de mesas previo a la elección, pero al cierre de esta nota las fuentes aseguraron que “aún no hay precisiones”.

EN EL CIERRE DE LOS COMICIOS

En el protocolo las autoridades electorales también contemplaron la posibilidad de que con la finalidad de evitar la aglomeración de personas, después de las 18 puedan llegar a quedar personas haciendo fila fuera de las escuelas.

En tal caso, “si a las 18 hubiera electores haciendo fila afuera del establecimiento, el delegado judicial les entregará un número para certificar que a esa hora estaban para votar y se les permitirá el ingreso a posteriori”.

Las autoridades de mesa y fiscales deberán llevar tapabocas durante toda la jornada. Además, deberán procurar la desinfección y ventilación de los lugares antes del armado de la mesa y el cuarto oscuro y cada 15 minutos durante toda la elección.

La CNE informó que estuvo relevando establecimientos dado que se ampliarán los lugares de votación y priorizará aquellos que tengan lugares abiertos.

LA JUSTICIA NO EXIGE QUE LOS FISCALES ESTÉN VACUNADOS O CON TEST NEGATIVO

Con el objetivo de “armonizar” el derecho a la salud con el derecho a la participación cívica, la Cámara Nacional Electoral elaboró el protocolo sanitario con “las medidas mínimas de prevención para la jornada electora, a fin de mitigar el riesgo de contagio en el contexto de la realización de un proceso electoral”.

Para el ejército de fiscales partidarios que participará del control de los comicios, las exigencias sanitarias son mínimas. La Justicia electoral exhortó a las agrupaciones políticas a reducir a la “cantidad mínima” la presencia de los fiscales dentro de cada escuela, con el objetivo de “reducir el aforo”.

Así, los fiscales que actuarán el próximo 12 de septiembre no están obligados a presentar carné de vacunación ni el resultado negativo de un test para ingresar a la escuela, sentarse en la mesa y permanecer por más de 12 horas.

En los comandos de campaña consultados (Juez-De Loredo, Negri-Santos, Vigo-De la Sota y Quinteros-García Elorrio) confirmaron que no hay exigencias sanitarias para sus fiscales. César Orgaz, apoderado de Encuentro Vecinal, explicó que en el caso de su fuerza –que es minoritaria– apelarán a un fiscal general por escuela, por lo que no habrá fiscales de mesa.

Facilitador sanitario. En cada escuela, habrá una persona a cargo de controlar y ordenar el ingreso de los votantes.

El problema será en las fuerzas mayoritarias. Aunque no todas garantizan un fiscal en cada mesa, la intención de las listas más competitivas es esa.

A quienes estén en la mesa, la Justicia les recomienda no tomar el sobre con la mano al momento de estampar su firma, “sino que los fiscales que deseen hacerlo deben acercarse a firmarlos evitando tocarlos con sus dedos”, dice el protocolo.

Se espera que cada fiscal esté separado del otro (y de las autoridades electorales de la mesa) por al menos 2 metros, ocupando cada uno un banco. Esta recomendación la tomó la Cámara Nacional Electoral de experiencias electorales en el continente, como Chile, República Dominicana, Bolivia y Uruguay. En ningún caso las elecciones representaron un foco de contagio o propagación.

Dicen los camaristas Santiago Corcuera, Daniel Bejas y Alberto Dalla conviene que “en ningún caso la experiencia ha dejado evidencia acerca de que la realización de un proceso electoral constituya –siempre que se establezcan y apliquen adecuados protocolos de prevención– un episodio que determinara un pico en los indices de contagiosidad, que sitúe a los comicios por encima de otras actividades esenciales e imprescindibles de una sociedad”.

La preocupación, sin embargo, es que el temor desaliente la participación –”en mayor grado entre quienes conforman grupos de riesgo por razón de su edad”– y el ausentismo de las autoridades de mesa designadas, lo que puede provocar una demora en la apertura de mesas y que se prorrogue el cierre de los comicios en aquellas.

Los camaristas, tomando la experiencia de otros países de la región, dicen que “se ha verificado un aumento en los tiempos de emisión del sufragio y mayores filas para el ingreso a los establecimientos de votación, en atención a las previsiones de distanciamiento y aforo de los recintos”.

“En pocas palabras, de la experiencia acumulada se concluye la necesidad de extremar los esfuerzos en las medidas de organización electoral, aun cuando conlleve un significativo esfuerzo logístico y presupuestario por parte de todos los organismos del Estado con competencia en la materia”, explicaron los camaristas.

La figura del “facilitador sanitario”, tomado de una experiencia exitosa en el plebiscito constitucional de Chile, tendrá un rol central, ya que “articulará sus responsabilidades con las funciones a cargo del delegado de la Justicia Nacional Electoral”.

Entre varias funciones, el facilitador sanitario deberá tomar las medidas para “mitigar la posibilidad de que ocurra una aglomeración de personas”.

LA VOZ