Pacientes con Covid-19 leve: qué deben hacer y qué no para tratar los síntomas

¡Compartir es demostrar interés!

Con más de 40 mil casos activos de Covid-19 en Córdoba y todos los que vendrán, muchos pacientes recurren a tratamientos o drogas no recomendadas para aliviar el cuadro leve que afecta a la mayoría de los infectados..

Por el momento, no existe en el país ninguna droga que cure el Covid-19 de la misma manera que un antibiótico cura una infección bacteriana. Los pacientes infectados y con cuadros leves solo deben atender los síntomas.

“El tratamiento ambulatorio es solo para síntomas. Se puede usar paracetamol o ibuprofeno para la fiebre y los dolores. En algunos países más desarrollados ya están utilizando antivirales como molnupiravir o paxlovid”, asegura Juan Pablo Caeiro, jefe del servicio de Infectología del Hospital Privado.

El especialista asegura que estos tratamientos que actúan sobre el virus todavía no están disponibles para Argentina y desconoce cuándo podrían llegar.

Cabe recordar que los síntomas más comunes del Covid-19 son:

  • Tos.
  • Dolor de cabeza.
  • Fiebre.
  • Rinitis (secreción nasal).
  • Fatiga.
  • Dolor de garganta.
  • Estornudos.

Por el momento no se encontraron evidencias de que la variante Ómicron genere síntomas diferentes a Delta u otras versiones del Sars-Cov-2.

La vacuna es esencial. Aunque la evidencia indica que las vacunas no impiden el contagio, está claro que reducen el riesgo de que el cuadro se agrave hasta la internación. Aplicarse las tres dosis es la mejor herramienta terapéutica para no pasarla mal tras una infección, incluso si se debe a la variante Ómicron.

SIGNOS DE ALARMA

Caeiro explica que el mayor síntoma de alarma es si el paciente presenta dificultad para respirar.

El descenso de los niveles de oxígeno en sangre puede darse de manera lenta (hipoxia silenciosa). Para monitorear un eventual cuadro de este tipo, se puede utilizar un oxímetro, comenta el especialista.

Se trata de un aparato que mide la saturación de oxígeno en el dedo. Hay que tomar el valor más frecuente que se observa durante 30 a 60 segundos. Los valores normales son entre 95 y 99.

Caeiro advierte que es importante tener el seguimiento de algún profesional, aunque la persona tenga síntomas leves. Una opción puede ser la telemedicina. En el caso de los pacientes de riesgo, el seguimiento médico es indispensable.

Los factores de riesgo son: tener más de 60 años, enfermedades cardiovasculares, diabetes, enfermedades respiratorias crónicas, enfermedades renales crónicas, cáncer e inmunosupresiones. Algunos consideran a la obesidad como una comorbilidad.

COVID-19 EN NIÑOS

En niños el tratamiento ambulatorio es el mismo: paracetamol o ibuprofeno para tratar los síntomas. Caiero recomienda que en algunos casos se puede utilizar un descongestivo, si los mocos no lo dejan respirar bien.

Ana Ceballos, pediatra experta en Infectología del Instituto Médico Río Cuarto, indica que los síntomas más comunes en niños son fiebre, rinitis, dolor de garganta y diarrea. “La única medicación que se puede dar es para bajar la temperatura. Luego hay que ir evaluando de acuerdo a evolución”, asegura.

La especialista advierte que los padres deben estar atentos a la presentación severa, conocida como síndrome inflamatorio multisistémico. Ocurre semanas después del contagio. Los síntomas son fiebre por más de 24 horas, vómitos, diarrea, lesiones en piel, ojos rojos, dificultad para respirar, entre otros síntomas.

En 2020, 26 niños sufrieron síndrome inflamatorio multisistémico severo

PACIENTES HOSPITALIZADOS CON COVID-19

Los pacientes que terminan hospitalizados no disponen de muchas más opciones que durante la segunda ola, asegura Caeiro.

“En Argentina no hay novedades de terapia. En el primer mundo se agregan anticuerpos monoclonales. Los demás tratamientos se aplican según protocolo de cada institución que se ajusta a las guías nacionales e internacionales. Y según la disponibilidad”, asegura.

Las principales herramientas terapéuticas en pacientes graves son la administración de oxígeno (cánula, máscara de alto flujo y respirador), drogas anticoagulantes y dexametasona u otro corticoide.

Existen otros tratamientos disponibles en el país como remdesivir, plasma de convaleciente, tocilizumab y suero equino hiperinmune, pero su uso varía según cada institución.

La Organización Mundial de la Salud, no aconseja el uso del plasma de convaleciente, ni el remdesivir. Sin embargo, este antiviral es el único tratamiento aprobado específicamente contra el Covid-19 por las autoridades sanitarias de EE.UU.

Internados. La terapia para pacientes hospitalizado no varió mucho desde el inicio de la pandemia, aunque hay más conocimiento de cómo tratarlos. (Facundo Luque)
Internados. La terapia para pacientes hospitalizado no varió mucho desde el inicio de la pandemia, aunque hay más conocimiento de cómo tratarlos. (Facundo Luque)

LOS NO PARA CURAR EL COVID-19

  • Ivermectina. Se realizaron varios estudios para comprobar su eficacia para prevenir o tratar el Covid-19. Los resultados fueron negativos. La OMS no recomienda su uso.
  • Antibióticos. El Covid-19 es causado por un virus. Los antibióticos no funcionan contra ellos, por eso no se los recomienda. Al inicio de la pandemia se utilizó la azitromicina, pero se concluyó que no funciona. Solo se aplican en el caso de que exista una coinfección bacteriana.
  • Aspirina. Algunos médicos recetan aspirina. Un estudio realizado en Reino Unido con más de siete mil personas determinó que esta droga no mejor la supervivencia de las personas contagiadas de Covid-19.
  • Suplementos de vitaminas y minerales. No hay ninguna indicación de que sirvan como tratamiento. No obstante, las vitaminas D y C o el zinc son fundamentales para el buen funcionamiento del sistema inmunológico.
  • Corticoides. Corticoides como la dexametasona deben reservarse para los pacientes con cuadros graves y severos. No mejora la salud de los pacientes con síntomas leves.
  • Dióxido de cloro. Surgió el año pasado como “terapia alternativa”, pero está demostrado que su uso no tiene ningún efecto y puede ser peligroso.
  • Picantes y ajo. Agregar condimentos picantes a sopas u otras comidas no previene ni cura el Covid-19. El ajo tampoco.
  • Desinfectantes. Tomar desinfectantes como lavandina es muy peligroso para la salud, además de que no elimina el virus.
  • Alcohol. Tampoco sirve tomar bebidas alcohólicas ni alcohol puro. Esto último puede ser extremadamente peligroso.
  • Calor. Exponerse al sol o a temperaturas superiores a los 25 grados no previene ni cura el Covid-19.