Elogiosas palabras de economista de IERAL para Averaldo Giacosa y La Piamontesaa

Marcelo Capello es uno de los economistas especializados en investigación, miembro de IERAL (Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y Latinoamericana), creada por la Fundación Mediterranea, una asociación civil sin fines de lucro creada en la ciudad de Córdoba, República Argentina, el 6 de Julio de 1977, por iniciativa de 34 empresas de la provincia de Córdoba, convocadas por el señor Piero Astori.

Recientemente en sus redes sociales Marcelo Capello tuvo elogiosas palabras para Averaldo Giacosa y su empresa La Piamontesa de Brinkmann que reproducimos a continuacion:

Tras leer el libro “Averaldo Giacosa y un sueño hecho realidad”, a continuación, expongo una selección de textos que me parecen importantes para cualquier emprendedor y trabajador actual:

“Mi infancia fue bastante triste, tenía que trabajar todo el día ayudando a mis padres para poder mantener a la familia. Fue muy duro, no había tiempo para hacer amigos o para compartir los juegos propios de la infancia. Colaboraba en las rudas tareas realizadas con herramientas precarias, como roturar la tierra con un arado tirado por diez caballos, 5 costales y cadeneros, a pleno sol o soportando los rigores del invierno”.
Sobre su visión empresaria para crear “La Piamontesa”: “Lógica pura: teníamos un área tambera fuerte; si había vacas de conserva había suero, que es el alimento de los cerdos. La vaca y el cerdo son la materia prima que mueve la industria cárnica. Había que aprovecharla. En esos años solamente había dos fuentes de trabajo en Brinkman: la industria láctea, SANCOR, y el FRIGORIFICO REGIONAL SERRANO, que siempre tenía apremios económicos, seguramente porque los dueños no eran del lugar. Además, la comunidad piamontesa de la zona tenía un gran conocimiento acerca de la elaboración de chacinados. En todo hogar piamontés se hacían las clásicas y renombradas carneadas, con fórmulas traídas de la tierra de origen, que gozaban de ciertos secretos. Con esas recetas tradicionales se lograban los mejores embutidos: salames, bondiolas, pancetas y jamón crudo. Es decir, yo tenía amplio conocimiento del tema como para emprender lo tantas veces soñado: faltaba lo más importante que era el dinero y personas que me siguieran por este camino, y esto lo lograría con el tiempo.
Aclaración: Uno de los propietarios del FRIGORIFICO REGIONAL SERRANO era el director de cine Armando Bo, que vivía en Buenos Aires.
Sobre el primer establecimiento: “El dueño cedió generosamente el lugar sin cobrar un centavo. Nos dijo que, si nos iba bien en 6 meses, hablábamos de un alquiler, y si nos iba mal lo devolvíamos. El emprendimiento llevó el nombre de La Piamontesa, en honor a nuestras raíces”.
“A La Piamontesa la fundé a los 26 años, con cero capital, el 13 de agosto de 1953. El nombre obedece a que, en la zona, la mayoría somos descendientes de piamonteses y formamos parte de una comunidad muy sacrificada y trabajadora. Esto debido a las necesidades sufridas por las difíciles circunstancias que empujaron a nuestros ancestros a salir de su patria. Esa cultura del trabajo la aplicaron en esta tierra y les permitió comer todos los días. El espíritu piamontés se funda en un profundo sentido del honor y la honestidad”.
“Cumplir en tiempo y forma con los compromisos nos ayudó a fomentar la confianza y afianzar el respeto y la responsabilidad”.
“Uno de los aspectos del accionar de Averaldo como empresario, es que nunca ha sido reacio a incorporar innovaciones tecnológicas no sólo en el aspecto productivo sino también en el administrativo. Es intuitivo y con el método de prueba y error llegó a adquirir importantes conocimientos. Su curiosidad constante es innata”.
La política de la firma de utilizar la mejor maquinaria derivó en que actualmente en Brikmann funcione una fábrica de máquinas para la industria del chacinado, “a la altura de las mejores del mundo”.
“Todo lo aprendí viajando, observando y asimilando lo positivo para aplicar aquí”.
“Tenemos la mejor tecnología que existe en el mundo y ene se rubro estamos a la par de Europa. Desde 1971 se viaja a Frankfurt, Alemania, cada 3 años”.
“En el mundo tan competitivo de los negocios, la honestidad es la llave que abre todas las puertas. Es la que genera confianza y permite utilizar todas las posibilidades para seguir creciendo”.
“Es muy importante la relación y el diálogo con los empleados, partiendo de la base que las palabras conmueven, pero el ejemplo arrastra”.
“Don Averaldo era exigente en el trabajo diario y con un carisma particular, un don de gentes que los hacía una persona sociable, preocupado siempre por el bienestar del personal”
En la actualidad, en un predio mayor a 39.000 metros cuadrados, con más de 17.000 de instalaciones cubiertas, cuenta con un plantel que supera los 500 empleados y 200 colaboradores en forma indirecta.
La empresa participa activamente en las actividades sociales de la comunidad de Brinkmann. Averaldo Giacosa fue presidente del club local y apoyó y contribuyó, además, para variadas iniciativas sociales locales. Los alumnos de los últimos años del secundario local realizan prácticas en la empresa, tomado del Plan Dual de los colegios alemanes.