Salud brinda consejos para disfrutar con responsabilidad de piletas, ríos y mares

¡Compartir es demostrar interés!

El Ministerio de Salud brinda consejos para que la comunidad disfrute y haga un uso responsable de piletas, ríos y mares en época de verano.

Para esto, es necesario que las personas jóvenes y adultas acompañen y presten atención en todo momento a los movimientos de las y los más pequeños en el agua y alrededores.

Las recomendaciones parten de que se puede disfrutar de estos espacios, pero teniendo en cuenta que para las y los pequeños representan un riesgo desde temprana edad en caso de que no se los acompañe.

Al respecto, Marcela Yanover, directora de Maternidad e Infancia, explica: “La idea no es generarles miedo sino  acompañarlos a disfrutar del agua sabiendo cómo cuidarse, enseñarles que pueden explorar y jugar sin correr riesgos”.

Es importante tener en cuenta que, en ríos o mareslos niños y niñas menores de dos años solo deben permanecer en la orilla y sujetos en todo momento por un mayor.

En cuanto a las piletas domiciliarias, la Sociedad Argentina de Pediatría –SAP- advierte que deben estar protegidas siempre por un cerco que las rodee por completo, con una altura mínima de un metro, y mantenerlo cerrado a toda hora. 

Además, no se deben dejar sillas próximas al cerco, ya que podrían usarlas para treparse.

Tampoco se debe dejar en la pileta objetos o juguetes que les llame la atención, ya que probablemente intenten buscarlos.

Es preciso, además, prestar atención a posibles resbalones en superficies mojadas alrededor de la pileta, tanto de bebés como de niños más grandes o de adultos, que pueden provocar otras caídas, empujones o accidentes.

Es importante transmitir a toda la familia que no se debe correr alrededor de las piscinas.

Especial cuidado

Según la especialista consultada, otra de las medidas preventivas es que, antes del ingreso de niños y niñas al agua, lo hagan las personas adultas, para reconocer y despejar peligros, comprobar profundidad y fuerza de la corriente -en el caso de ríos.

En línea con las recomendaciones de la SAP,  vale destacar que no hay que confiarse de flotadores, ya que son susceptibles a pincharse, tener pérdidas de aire, y no siempre son eficaces para sostener la cabeza fuera del agua. 

En ese sentido, los dispositivos más apropiados son los chalecos, que deben tener broches seguros y correa en la zona inguinal; en todos los casos deben ser utilizados con una persona adulta al lado.

Otra recomendación tiene que ver con acordar con los más pequeños algunas medidas protectoras.

La referente de Maternidad e Infancia, señala al respecto que es importante enseñar a los niños que, en caso de que otro esté en problemas en el agua, pidan urgente ayuda a un adulto y no intenten salvarlo ellos.

Cuidados Covid en verano

El Comité de Prevención de Lesiones de la SAP, agrega algunas recomendaciones para niños y niñas en cuanto a la prevención en el actual contexto sanitario por Covid-19.

Las mismas re refieren a que, desde los tres años en adelante, pueden necesitar usar barbijo en lugares públicos, pero lo más importante es mantener el distanciamiento físico y que los miembros de la familia se laven las manos antes de tocar al bebé o al niño pequeño.

Se reitera la importancia de que el barbijo cubra nariz, boca y mentón.

Al respecto, ofrecen algunas medidas de orientación: pequeña para niños de 3 a 5 años (5,5 cm x 13 cm); mediana para niños de 6 a 9 años (6,5 cm x 15 cm); grande para niños de 9 a 12 años (8,5 cm x 17 cm); tamaño adulto se aconseja para niños mayores de 12 años en adelante.