El agro, cada vez más desconfiado: no cree en el Plan Ganadero y teme intervenciones en el maíz

¡Compartir es demostrar interés!

La confianza de los productores agropecuarios volvió a caer en julio, según el índice “Ag Barometer Austral” elaborado por el Centro de Agronegocios y Alimentos de la Universidad Austral.

Después de alcanzar en marzo pasado un indicador de 90, el más alto desde julio de 2019, la marcha de la economía y las intervenciones en mercados como el cárnico han deteriorado la perspectiva de los productores: en mayo, el índice bajó a 75 y, el mes pasado, a 69, retrocediendo a valores de septiembre del año pasado.

Según la Universidad Austral, si bien hay factores externos que traccionan este cambio de humor –fundamentalmente, los precios internacionales que bajaron un poco–, “son los factores internos los principales drivers de la desconfianza de los productores”.

“La percepción de posibles nuevas intervenciones y la proximidad de las elecciones primarias suman incertidumbre y profundizan el cambio en el ánimo respecto a mediciones previas. La proximidad de las PASO es un factor que añade incertidumbre política al contexto de decisión”, afirma el reporte.

INTERVENCIONES

Uno de los temas clave en la actualidad son las restricciones al comercio exterior de carne vacuna, una medida que es percibida como “no exitosa” por los productores.

E incluso con perjuicios para los dos extremos de la cadena: el productor y el consumidor. En una punta, el 69 por ciento de los productores nota mayor precio en el mostrador; en la otra, el 63 por ciento observa una baja del precio del ganado en pie.

“Esto va claramente a contramano del objetivo de beneficiar al consumidor interno en relación a la exportación. Por otra parte, hay un acuerdo generalizado en la pérdida de mercados internacionales ocasionada por la medida”, señalan los especialistas de la Universidad Austral.

En esta línea, el 40 por ciento cree que próximamente se iniciará un proceso de liquidación del stock de hacienda. Y casi el 80 por ciento ve una oferta de animales menor o igual en el mediano plazo.

Como corolario, la confianza en el Plan Ganadero es casi nula. El 90 por ciento no cree en esta iniciativa oficial: el 75 por ciento de los encuestados manifiesta no tener nada de confianza en el programa y un 15 por ciento poca confianza.

“El sentimiento negativo con relación a los probables resultados del Plan Ganadero ratifica el descreimiento de los productores sobre la eficacia de las herramientas a utilizar, que de ninguna manera compensan el efecto negativo de la intervención en los mercados y afectan la formación de precios, principales señales que utilizan los productores en la toma de decisiones”, agregan desde la Universidad Austral.

Y todo esto que sucede con la carne se potencia con otro temor de los productores: que el Gobierno avance también con intervenciones en el mercado del maíz.

“El 60 por ciento de los encuestados vislumbra intervenciones potenciales a futuro en maíz. No obstante, de este conjunto de productores 43 por ciento no ha realizado cambios en sus estrategias comerciales, frente a un 45 por ciento que sí ha realizado cambios, sea adelantando ventas (23 por ciento) o bien realizando coberturas en los mercados a término (22 por ciento)”, detalla el documento.

AGRO VOZ  LA VOZ