La Mesa de Enlace cuestionó las nuevas medidas para el maíz: “Generan confusión y desconfianza”

¡Compartir es demostrar interés!

La Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias (Ceea) emitió un comunicado en el que expresó su preocupación por la decisión del Gobierno nacional de limitar las exportaciones de maíz.

“Las decisiones adoptadas generan confusión y desconfianza en toda la cadena. Burocratizar aún más el régimen de exportaciones y desalentar la producción son malas señales para un país que necesita desarrollo productivo, generación de divisas genuinas, y producir empleo y trabajo”, subrayaron las organizaciones rurales.

Cabe recordar que la subsecretaría de Mercados Agropecuarios les informó a los exportadores que, a partir de ahora, para poder registrar una declaración jurada de venta al exterior (DJVE) de maíz, deben ya tener asegurada la disponibilidad física del cereal y fijar la fecha en que será embarcada la mercadería.

Esto significa, tácitamente, un cierre de las exportaciones del maíz obtenido durante la cosecha 2020/21, ya que según el Gobierno se agotó el saldo exportable, fijado en 38,5 millones de toneladas.

“El sector necesita recuperar el camino de la transparencia de los mercados, para restituir la confianza de los actores económicos y mantener la inversión y uso de tecnologías necesarias para alcanzar una mayor producción, contribuyendo al desarrollo de las actividades económicas del país”, continuó la Mesa de Enlace.

UNA BUENA: LA CARNE

De todos modos, no todos fueron pálidas en el texto elaborado por las cuatro entidades que representan al ruralismo.

También dijeron “valorar” la decisión de la Casa Rosada de “oír el reclamo” que venían haciendo hace meses: que restringir las exportaciones es “una mala política pública” que “hace perder a los productores y al país en su conjunto”.

“La nueva flexibilización de las exportaciones de carne vacuna es un paso adelante en búsqueda del escenario ideal basado en la libertad comercial y exportadora, ya que es la única forma de tener rentabilidad en la ganadería para poder dinamizar la cadena y generar mayor oferta de carne en la mesa de los argentinos”, enfatizó la Mesa.

Y completó: “Esperamos que la experiencia de la que tratamos de salir en la cadena de la carne sirva como antecedente y muestra de que cuando se producen modificaciones por decisiones inconsultas, se generan daños en toda la cadena, afectando a los productores y resquebrajando la credibilidad de nuestro país ante el mundo”.