Con un empujón de Campazzo, construirán un playón de básquet pedido por un niño de San Francisco

¡Compartir es demostrar interés!

Este martes fue un día agitado en la vida del pequeño Mateo Bianchotti Cattáneo, quien nunca se imaginó que una simple carta con un pedido podía llegar tan lejos. Es que Mateo le escribió al Centro Vecinal de barrio José Hernández solicitando que construyan un espacio para jugar al básquet con sus amigos. En pocas horas la repercusión fue increíble.

La carta tomó estado público y se viralizó luego de que Facundo Campazzo, a través de Twitter escribiera: «¿Y si hacemos que suceda?», frase que acompañó el papel donde estaba plasmado el pedido.

AUDIO DE INFORME EN BREVE

La frutilla del postre fue el posteo del intendente de San Francisco, Damián Bernarte, quien anunció que se hará ese playón en el barrio y dos más en distintos puntos de la ciudad, incluso instó para que el basquetbolista venga a inaugurarlos.

Luego de todo este vendaval, desde su domicilio, Mateo habló con LA VOZ, y dijo: «Me enteré y me emocioné mucho con todo lo que pasó. Un compañero me dijo que Campazzo había escrito ese mensaje y cuando lo leí me emocioné bastante».

A la vez que añadió: «Ojalá Campazzo pueda venir cuando lo inauguren. Es un ídolo para mí, también Stephen Curry y LeBron James, que son muy buenos jugadores».

Comentando un poco como surgió la idea de escribir la misiva, explicó: «Este año empecé a jugar al básquet y tengo compañeritos en el barrio que también juegan conmigo. Nosotros vamos a entrenar tres veces a la semana una hora y para mí eso no es mucho tiempo para practicar porque recién empezaba. Como quiero mejorar, surgió la idea de la carta, que la hice hace una semana, y ayer (lunes) se la entregué a un miembro del centro vecinal».

Al tiempo que destacó: «Vivo en Barrio José Hernández y me parece que podrían hacer el playón es el alguna de las plazas, porque hay varias. Una está frente a mi casa y un espacio verde que está al lado de mi casa, otra opción sería el predio del centro vecinal».

En cuanto a su llegada al deporte de la pelota naranja, indicó: «Este año empecé en El Ceibo, estoy en la categoría mini. De chico hice fútbol, pero no me gustaba mucho y el año pasado me enteré que un compañero del barrio y del colegio van a jugar al básquet, ellos me dijeron que es un lindo deporte, entonces quería ir a probar y me gustó bastante. Por ahora jugamos torneos, a veces viajamos a jugar, hacemos partidos amistosos con El Tala o San Isidro, que son los otros equipos de la ciudad».

Por último, dijo que cuando esté el playón terminado, todavía no sabe cuántas horas por día pasará allí, pero lo hará «todo el tiempo que pueda».

Mateo firmó la carta con su nombre, en ella se dirige al presidente del centro vecinal y la misma decía: «Mi mayor deseo es tener un playón con aros de básquet para jugar con mis compañeros del barrio. Actualmente con ellos jugamos básquet en un club y nos gustaría practicar en los tiempos libres. Tenemos varios espacios libres donde se podría realizar un lugar para jugar al básquet, por ejemplo, en las plazas del barrio o en el predio del centro vecinal. Agradezco su atención por recibir mi propuesta. Mis saludos».

TEXTO LA VOZ DE SAN JUSTO – INFORME DE IVANA ACOSTA PARA LA RADIO 102.9